Abonense la Newsletter

...Tambien Argentina / Chile

Borispatagonia
Informaciones générales :
Actividades
Regiones de Peru
Regiones de Bolivia

excursion excursion excursion

La Civilización Moche y los sacrificios humanos (Perú)

Perú es, por supuesto, la civilización Inca.
Pero así también hubo otras civilizaciones pre-Incas.
Una de las más interesantes para mí fue la civilización Moche (100-800 D.C) quien precedió a los Chimu en la región de Trujillo.

Su organización social estaba principalmente basada en la religión y por eso fueron los arquitectos de 2 construcciones monumentales: 2 templos, llamados de la “luna” y del “sol” por los primeros conquistadores españoles, creyendo que estos templos habían sido construidos por los Incas en honor a sus dos principales Dioses.
El pueblo está situado entre los 2 templos.
Solo el templo de la luna se visita.
Un equipo de arqueólogos dirigiendo las excavaciones descubrió nuevos tesoros. Se puede los puede ver por los alrededores de la obra quienes agregan un interés extra a la visita.
En este templo se pueden descubrir bajorrelieves policromos, símbolos, pinturas, entre otros, como los Moches capturaban y sacrificaban sus víctimas: luego de haberlas amarrado, les cortaban el cuello con un cuchillo para beberse su sangre…
Esta civilización practicaba los sacrificios humanos y era por sobretodo sanguinaria.

En este sitio se puede descubrir numerosos impresionantes frescos en los murales, que nos dejan imaginar las prácticas de la época.
Los Moches parecen haber tenido un alto nivel de producción cultural y artístico, productores de numerosas cerámicas y obras de metalúrgica, así como bárbaros ya que también en el templo existe un lugar destinado a los sacrificios humanos al pie del monte junto al templo.

La “Huaca” de la Luna está compuesta por tres plataformas y cuatros pisos ceremoniales. Se ha descubierto un séptimo nivel (tipo pirámide) que es una superposición de cinco templos, construidos durante alrededor de 600 años, cada uno estaba dedicado a un jefe; cuando éste moría un templo siguiente era construido sobre el anterior.
Eventualmente éste estaba asociado a un calendario ceremonial. En el antiguo edificio se construían las tumbas funerarias para enterrar a los sacerdotes.

En el primer nivel, se pueden observar guerreros portando sus armas, éstos con la ayuda de una cuerda tirando de los prisioneros desnudos.
El segundo nivel representa a los bailarines u oficiales vestidos de túnicas rojas.
El tercer nivel representa las arañas gigantes que poseen el “tumi” o cuchillo ceremonial.
El cuarto nivel a los guerreros teniendo en su mano derecha un arpón con un pez.
El quinto nivel representa a los felinos con cuerpo de reptil que poseen entre sus garras la cabeza de una persona.
El sexto nivel justo debajo de una larga serpiente.
Y al final, en el último nivel, el séptimo, el mas antiguo de la serie, está representado el dios Ai-Apaec o decapitador que sostiene en su mano izquierda un cuchillo y en el derecha la cabeza de un sacrificado. A la altura de su cadera, se puede ver una cintura de serpientes que terminan en una cabeza de cóndor.
También alrededor de una formación rocosa fueron descubiertos numerosos esqueletos de guerreros sacrificados.
Lo más impresionante es que todos los restos de huesos humanos presentan cortes como si se hubieran mutilado los cuerpos…

Los sacrificios humanos eran ordenados según el ritmo de las estaciones agrícolas, y los fenómenos meteorológicos como El Niño, para conciliar los elementos y las divinidades asociadas, próximas al Panteón Andino. El Poder de las elites se hacía legítimo por estos rituales.
A pesar de todos estos sacrificios, la civilización se hundiría luego de un cataclismo climático…